Uruguay.jpg

Declaración de la Misión

Los Grupos de Familia Nar-Anon son una confraternidad mundial para todos aquellos afectados por la adicción ajena. Como programa de 12 Pasos ofrecemos nuestra ayuda al compartir nuestra experiencia, fortaleza y esperanza.

 Declaración de la Visión

Llevaremos el mensaje de esperanza por el mundo entero a aquellos afectados por la adicción de alguien cercano a ellos.

Haremos esto al:

·      Hacerles saber que ya no se encuentran solos;

·      Practicar los Doce Pasos de Nar-Anon;

·      Estimular el crecimiento a través del servicio;

·      Hacer disponible la información a través de Hospitales e Instituciones, Información Pública, y Páginas de Internet; y

·      Cambiar nuestras propias actitudes.

Nar-Anon

El Grupo de Familia es primordialmente para ti que conoces o has conocido un sentimiento de desesperación acerca del problema de la adicción de alguien muy cercano a ti. Nosotros también hemos viajado por ese camino de infelicidad y encontramos la respuesta con serenidad y paz mental.

Cuando entras al Grupo de Familia ya no te encuentras solo, sino entre verdaderos amigos que entienden tu problema como muy pocos pueden. Respetaremos tu confianza y anonimato, así como sabemos que tú respetarás el nuestro. Esperamos darte la seguridad de que ninguna situación es tan difícil y ninguna infelicidad es tan grande que no pueda ser superada.

Nuestro programa, que no es religioso, pero si una forma de vida espiritual, está basado en los Doce Pasos de Nar-Anon. Nosotros hemos encontrado que el trabajar estos Doce Pasos, traerá la solución a prácticamente cualquier problema. Te exhortamos a tomar este programa y sus Doce Pasos seriamente. Nos ha ayudado tanto, como el programa de Narcóticos Anónimos ayuda a los adictos. Solamente pedimos sabiduría y valor para vernos a nosotros mismos como realmente somos, para que, con la ayuda de un Poder Superior, tal y como lo entendemos, podamos hacer algo por nosotros mismos y por la gracia de poder desprendernos de nuestros adictos con amor, sin tratar de cambiarlos.

Mantén una mente abierta y asiste a tantas reuniones como te sea posible. Siéntete libre de compartir en la reunión y hacer preguntas después de la reunión. Pronto harás nuevos amigos y te sentirás parte del grupo.

Con el entendimiento de que la adicción es una enfermedad, y la compresión de que somos impotentes ante ella, como también lo somos sobre la vida de otras personas, estamos listos para hacer algo útil y constructivo con la nuestra. Entonces, y solo entonces, podremos ayudar a otros.

(Bienvenida a los recién llegados)

¿Qué es Nar-Anon?

Los Grupos de Familia Nar-Anon son una confraternidad mundial para todos aquellos afectados por la adicción de alguien más. Como programa de Doce Pasos, ofrecemos nuestra ayuda al compartir nuestra experiencia, fortaleza y esperanza. El único requisito para ser miembro es que haya un problema de adicción en un pariente o amigo. Nuestro programa de recuperación es adaptado de NA y usa nuestros Doce Pasos, Doce Tradiciones y Doce Conceptos.

¿Qué es un Grupo de Familia Nar-Anon?

Los miembros comparten sus experiencias, fortalezas y esperanza en las reuniones semanales, las cuales son normalmente localizadas en centros comunitarios y de tratamiento, iglesias o clubes de Doce Pasos.

¿Cómo me uno a Nar-Anon?

Unirse es fácil, solo asiste a una reunión. No hay cuotas o mensualidades. El único requisito para ser miembros es que haya un problema de adicción en un pariente o amigo. Nunca nos afiliamos a ninguna organización externa a la confraternidad.

¿Hay ayuda profesional disponible?

Nar-Anon no es una confraternidad de profesionales, compartimos nuestra experiencia, fortaleza y esperanza para resolver nuestros problemas comunes. Hemos aprendido a no estorbar el proceso de recuperación del adicto. Nar-Anon no reemplaza ni provee tratamiento profesional.

Participación grupal

En las reuniones de Nar-Anon, sólo habla una persona a la vez. Cualquiera puede expresar su opinión durante su compartir. No establecemos diálogos cruzados, debatimos o contra terapias. Tampoco comentamos, corregimos o juzgamos a los demás cuando comparten. Lo que es verdad para alguien podría no serlo para otros. Puedes elegir solo escuchar. No venimos a hablar de los problemas del adicto, sino en mantener el enfoque en nosotros mismos y en nuestra recuperación. Si tienes preguntas, puedes quedarte después de la reunión con otros miembros o puedes llamar por teléfono a uno de los otros miembros.

Contribuciones voluntarias

La Séptima Tradición de Nar-Anon declara: “Todo grupo debe mantenerse a sí mismo completamente, negándose a recibir contribuciones externas”. Todas las contribuciones son voluntarias, los miembros aportan lo que pueden cuando la canasta es rotada. Los fondos del grupo son para comprar literatura, pagar el alquiler del local y hacer donaciones periódicas al área, región y la Oficina de Servicio Mundial (OSM). Un grupo puede decidir comprar refrigerios y provisiones.

Tipos de reuniones

Cada grupo es autónomo, pueden decidir por conciencia de grupo, como serán conducidas sus reuniones. Sin embargo, esto se hace de acuerdo a las Tradiciones de Nar-Anon. Las reuniones pueden ser compartiendo, estudio de pasos o tradiciones, reuniones de tema o invitación de oradores.

Nar-Anon se habla aquí

Has notado que los miembros de Nar-Anon tienen su propia terminología. Esta es una de las razones por la que le decimos que sigan viniendo. Al principio, los nuevos términos o frases que escuches serán extrañas. Aprenderás acerca de pasos, tradiciones y lemas, encontrarás información que te ayudara en la literatura Nar-Anon. Algunas veces, tal vez te preguntes por qué las mismas lecturas deben ser repetidas en todas las reuniones. A medida que asistas a las reuniones, te darás cuenta que esas lecturas y lemas, serán parte de tu recuperación diaria.

Servicio en el grupo

Los miembros pueden servir en su grupo antes de la reunión ayudando a organizar sillas, arreglando la literatura, sirviendo el refrigerio y limpiando después de la reunión. Después de asistir a varias reuniones, podrías motivarte a coordinar una reunión o servir como secretaria, tesorero o representante de servicio del grupo. Hemos aprendido que servir en el grupo nos ha ayudado en nuestra recuperación.

Los Principios de Nar-Anon

Somos un programa de Doces Pasos que ayuda a los familiares y amigos de los adictos a recuperarse de los efectos de vivir con un amigo o familiar adicto. Nuestro programa de recuperación usa Los Doce Pasos y las Doce Tradiciones de Nar-Anon. El único requisito para ser miembro y asistir a las reuniones de Nar-Anon es que haya un problema de drogas o adicción en un pariente o amigo. No estamos afiliados a ninguna organización externa a la confraternidad.

Los Doce Pasos

1.    Admitimos que éramos impotentes ante el adicto y que nuestra vida se había vuelto ingobernable.

2.    Llegamos a creer que un Poder Superior a nosotros podía devolvernos el sano juicio.

3.    Decidimos poner nuestra voluntad y nuestra vida al cuidado de Dios, tal como lo concebimos.

4.    Sin miedo, hicimos un detallado inventario moral de nosotros mismos.

5.    Admitimos ante Dios, ante nosotros mismos y ante otro ser humano, la naturaleza exacta de nuestras faltas.

6.    Estuvimos enteramente dispuestos a dejar que Dios eliminase todos estos defectos de carácter.

7.    Humildemente le pedimos que nos quitase nuestros defectos.

8.    Hicimos una lista de todas aquellas personas a quienes habíamos hecho daño y estuvimos dispuestos a enmendarlo.

9.    Enmendamos directamente el daño causado a aquellas personas siempre que nos fuera posible, excepto cuando el hacerlo perjudicaría a ellos o a otros.

10.  Continuamos haciendo nuestro inventario personal y cuando nos equivocábamos lo admitíamos rápidamente.

11.  Buscamos a través de la oración y la meditación mejorar nuestro contacto consciente con Dios, tal como lo concebimos, pidiéndole solamente conocer su voluntad para con nosotros y la fortaleza para cumplirla.

12.  Habiendo obtenido un despertar espiritual como resultado de estos pasos, tratamos de llevar este mensaje a otras personas, y de practicar estos principios en todos los aspectos de nuestra vida.

Las Doce Tradiciones

 1.    Nuestro bienestar común debiera tener la preferencia, el progreso individual del mayor número depende de la unidad.

2.    Para el propósito del grupo sólo hay una autoridad fundamental; un Dios bondadoso tal como pueda manifestarse en nuestra conciencia de grupo. Nuestros líderes no son más que servidores de confianza; no gobiernan.

3.    Cuando los familiares de los adictos se reúnen para prestarse mutua ayuda, pueden llamarse Grupo de Familia Nar-Anon, siempre que, como grupo, no tenga otra afiliación. El único requisito para ser miembro es el que exista un problema de adicción en un pariente o amigo.

4.    Cada grupo debiera ser autónomo, excepto en asuntos que afecten a otros grupos de Nar-Anon, o a Narcóticos Anónimos en su totalidad.

5.    Cada Grupo de Familia Nar-Anon tiene un solo propósito; ayudar a los familiares de los adictos. Logramos esto practicando los Doce Pasos de Nar-Anon, comprendiendo y estimulando a nuestros propios familiares aquejados por la adicción, dando la bienvenida y brindando alivio a los familiares de los adictos.

6.    Nuestros Grupos de Familia, nunca debieran respaldar, financiar, ni prestar su nombre a ninguna empresa extraña, para evitar que problemas de dinero, propiedades o prestigio nos desvíen de nuestro objetivo espiritual que es el primordial. Aun siendo una entidad separada, deberíamos cooperar siempre con Narcóticos Anónimos.

 7.    Todo grupo debe mantenerse a sí mismo completamente, negándose a recibir contribuciones externas.

8.    Las actividades prescritas por el duodécimo Paso en Nar-Anon nunca debieran tener carácter profesional, pero nuestros centros de servicio pueden contratar empleados especializados.

9.    Nuestros grupos, como tales, nunca debieran organizarse, pero pueden crear juntas o comités de servicio que sean directamente responsables ante aquéllos a quienes sirven.

10.  Los Grupos de Familia Nar-Anon no tienen opinión sobre cuestiones ajenas a sus actividades; por lo tanto, su nombre nunca debe mezclarse en polémicas públicas.

11.  Nuestra política de relaciones públicas se basa más bien en la atracción que en la promoción. Necesitamos mantener siempre nuestro anonimato personal ante la prensa, radio, televisión, cine, internet y otros medios de comunicación masiva. Debemos proteger con esmero el anonimato de todos los miembros de N.A.

12.  El anonimato es la base espiritual de todas nuestras tradiciones, recordándonos siempre anteponer los principios a las personalidades.

Los Doce Conceptos

Así como la libertad individual viene de los Doce Pasos y la libertad para el Grupo brota de nuestras Doce Tradiciones, la libertad para nuestra estructura de servicio florece de los Doce Conceptos.

1.     Para cumplir el propósito primordial de nuestra confraternidad, los grupos de Nar-Anon se han unido para crear una estructura de servicio que desarrolle, coordine y mantenga servicios en nombre de Nar-Anon en su conjunto.

2.     Los grupos de Nar-Anon poseen la responsabilidad y autoridad final de los servicios de Nar-Anon.

3.     Los grupos de Nar-Anon delegan a la estructura de servicio la autoridad necesaria para cumplir con las responsabilidades asignadas.

4.     El liderazgo eficaz tiene gran valor en Nar-Anon. Las cualidades de liderazgo deben tomarse en cuenta cuidadosamente al elegir servidores de confianza.

5.     Se debe definir claramente un punto único de decisión y rendición de cuentas para cada responsabilidad asignada a la estructura de servicio. 

6.     La conciencia de grupo es el medio espiritual mediante el cual invitamos a que un Dios bondadoso influya en nuestras decisiones.

7.     Todos los miembros de un organismo de servicio asumen una responsabilidad importante por las decisiones del mismo y se les debe permitir participar plenamente en el proceso de la toma de decisiones.

8.     La comunicación regular, clara y frecuente de ida y vuelta es esencial para el cumplimiento de todos estos conceptos, y para la integridad y eficacia de nuestros servicios en sí. 

9.     Todos los elementos de nuestra estructura de servicio tienen la responsabilidad de considerar detenidamente todos los puntos de vista en el proceso de la toma de decisiones.

10.  Cualquier miembro de un organismo de servicio puede pedirle a éste la reparación de un agravio personal sin temor a represalias.

11.  Los fondos de Nar-Anon se usan para fomentar nuestro propósito primordial de llevar el mensaje y deben administrarse responsablemente.

12.  De acuerdo con la naturaleza espiritual de Nar-Anon, nuestra estructura debe ser siempre de servicio, nunca de gobierno.

El anonimato

La experiencia de nuestros grupos sugiere que el principio del anonimato, el cual es resumido en la Duodécima Tradición “El anonimato es la base espiritual de nuestras tradiciones”, la cual tiene tres elementos: el anonimato aplica afuera de Nar-Anon, dentro de la confraternidad y contribuye a nuestro crecimiento personal.

Protegemos el anonimato de los demás en la confraternidad de Nar-Anon, Narateen y NA. Esto significa no revelar a nadie, incluso a familiares, amigos y a otros miembros, a quienes vemos y lo que escuchamos en las reuniones.

La garantía del anonimato es esencial en nuestros esfuerzos de ayudar a otras familias y amigos de adictos, la Duodécima Tradición nos recuerda que los principios de Nar-Anon, Narateen son primero que las personalidades. 

(de la Guía de Servicios Locales 7-17-2) 

Comités de Servicios Mundiales

Los Comités de Servicios Mundiales son directamente responsables a la Junta de Servidores de Confianza (JSC) como lo declara el Quinto Concepto, quienes a su vez son directamente responsables ante la Conferencia de Servicios Mundial. De acuerdo con el Cuarto Concepto, las cualidades de liderazgo eficaz como son la humildad, la integridad, la buena voluntad y un fuerte compromiso a la comunicación, son esenciales para llegar a ser un miembro del Comité de Servicios Mundial. (de la Guía de los Servicios Mundiales página 35)

Presupuesto y Finanzas

El Comité de Presupuesto y Finanzas mantiene continuamente una revisión de los asuntos financieros de los NAFGH, Inc. Es la responsabilidad del comité hacer recomendaciones apropiadas a la OSM, el Comité Ejecutivo o la Junta de Servidores referente a los asuntos financieros.

Conferencia

El Comité de Conferencia coordina todos los aspectos de la Conferencia de Servicio Mundial. El comité prepara y distribuye la invitación a la conferencia, recibe y revisa las mociones para el RAC y confirma que todas las mociones llenen los requisitos para ser presentadas en el RAC antes de su distribución.

Literatura

El Comité de Literatura compila, revisa y edita la literatura a ser presentada a la confraternidad para aprobación. Esto incluye literatura de recuperación, servicio o de relaciones con el público desarrollada por sugerencia de la confraternidad. 

Boletín

El Comité del Boletín produce una edición trimestral para la confraternidad Nar-Anon. Se aseguran que la edición del boletín exprese el mensaje de recuperación de Nar-Anon; los informes de servicio de la confraternidad; incluyendo los eventos a nivel mundial.

Relaciones con el público

El Comité de Relaciones con el Público lleva el mensaje de esperanza de Nar-Anon a través del mundo. Esto se hace desarrollando y compilando material de IP usado para elevar la conciencia pública acerca del programa Nar-Anon.

Políticas y Guías

El Comité de Políticas y Guías investiga, desarrolla y revisa todas las políticas y guías propuestas por la confraternidad para aprobación de la Conferencia de Servicio Mundial. Actualizan las políticas y guías existentes como lo indique la CSM.

Página Web

El Comité de Página Web es responsable de mantener la página de la confraternidad, asegurando que su contenido este de acuerdo a las Doce Tradiciones e incluya las actualizaciones de nuestros miembros, servidores de confianza, profesionales y el público. 

Convención Mundial

El Comité de Convención planea y son los anfitriones de la Convención Mundial de Nar-Anon con la cooperación de la Convención Mundial de NA. Los comités trabajan con el área de la ciudad anfitriona o el comité de servicio regional, si existe, para preparar el evento.

Comite de Recursos Humanos

El Comité de Recursos Humanos analiza a los candidatos que desean ser miembros de la Junta de Servidores de Confianza y entrega la lista la lista de los miembros que califican a la Conferencia de Servicio Mundial para considerarlos para voto en la CSM.

Narateen

El Comité Narateen adelanta el crecimiento de Narateen. Esto se hace animando a las áreas y regiones apoyar a Narateen a través de eventos y actividades individuales y conjuntos (Ej. Convenciones, días de unidad, recaudación de fondos y fines de semana de Narateen).

(ver la Guía de Servicios Mundiales, descripción completa de los comités de servicios mundiales)

Para el miembro familiar o amigo adolescente afectado 

Si has encontrado evidencia o sospechas que alguien cercano a ti podría tener un problema de drogas, en Narateen sabemos cómo te sientes. Recordamos sintiéndonos solos, asustados y confundidos cuando descubrimos que un amigo o familiar estaba consumiendo drogas. Entendemos como pocos pueden. Por algún tiempo, tratamos de ignorar estas sospechas. Teníamos mucho miedo de preguntar porque qué pasaría si preguntábamos. A medida que la situación empeoraba, nos desesperamos más. Nuestros intentos de ayudar, parecían que no daban resultado. Nos molestábamos y desesperábamos más.

Asistiendo a las reuniones de Narateen, aprendimos que la drogadicción es una enfermedad. No es nuestra culpa que nuestros amigos y familiares sean adictos. No somos responsables por sus acciones. Los adictos necesitan ayuda y nosotros también. Para los adictos que buscan ayuda, hay programas de recuperación disponibles. Sin embargo, Narateen es diseñado para nosotros, el hermano, hermana, hijo o amigo adolescente del adicto.

Las reuniones semanales de Narateen se realizan todo el año. Te animamos a que asistas a nuestras reuniones. Este es un programa anónimo, usamos solamente nuestro primer nombre. No hay cuotas u obligaciones para los asistentes. No serás obligado a hablar, pero puedes preguntar después de la reunión. Entendemos cómo te sientes. Es un gran alivio aprender que hay formas efectivas de lidiar con esta enfermedad. Ya no estamos solos.

Para más información: Uruguay